viernes, 5 de octubre de 2012

Lactancia materna natural, ¿no debería resultar más fácil?


Si la lactancia materna es el plan de alimentación de la Naturaleza, por qué no resulta tan natural amamantar a las madres de hoy en día?

Sin dudarlo, la inmensa mayoría de las mujeres tienen un cuerpo apto para amamantar a sus crías. Sin embargo, los seres humanos no solo somos un cuerpo físico.. también somos seres emocionales, sociales, espirituales, .. y todos estos aspectos están íntimamente relacionados haciéndo de cada un@ de nosotr@s un ser único y completo. Por lo tanto, cuando una madre amamanta no solo lo hace con su cuerpo físico sino que lo hace con su ser completo.. y en este panorama hay que buscar las dificultades de la lactancia materna.  

Para empezar, la mujer como ser social está casi impedida por completo. Siglos de patriarcado han hecho mella en su capacidad natural haciéndola creer que su cuerpo es indigno y alejándola de sus instintos naturales.. somos hembras en cautiverio que han olvidado cómo amamantar entre otras funciones de su condición femenina. No tenemos confianza en nuestros cuerpos perfectamente aptos para criar.

Por otro lado, todas nosotras (y ellos tambien) tenemos una historia que nos hace ser las personas que somos. Y es muy común que ciertos vacíos emocionales sufridos en nuestra niñez (y no tan niñez) nos imposibiliten hoy en día, como adultos, a dar algo que no tuvimos. En este punto no podemos generalizar porque cada un@ encontró su forma de sobrevivir en la carencia.. pero me resulta muy lógico pensar que el mecanismo de defensa adoptado entonces se interponga en ese darse a otro ser necesitado, a ese contacto total que requiere amamantar. Y los miedos resurgen de un lugar que ni sospechamos que existe y la leche no fluye. Y no es el cuerpo físico de la mujer el que no funciona.. y lo que es peor.. no se trata de posturas ni de olvidarse de horarios. Y todos los consejos que provienen de expert@s de lactancia no funcionan.. y la mujer empieza a pensar que es ella la que no funciona, está "rota".. hasta que en muchos casos aparece la frase "si no das teta es porque no quieres" y la culpa acaba de instalarse en esa mujer que no entiende por qué ella no puede amamantar a su bebé.

Y no encuentra comprensión ni entre aquell@s que creen que todas, si queremos, podemos amamantar porque es lo natural, ni entre aquell@s que han despojado de todo valor a la lactancia materna y no entiende el sufrimiento de la mujer que quiere y no puede.

Si pensamos además, que todo ésto sucede en el puerperio.. tiempo en el que la mujer queda abierta a todo su ser con todo lo que ello conlleva, es más fácil comprender las influencias de esos otros aspectos del ser humano a los que normalmente no damos cabida en nuestra experinecia de vida.

Y tal cómo lo veo ahora, y me ha ayudado a verlo una gran amiga que en estos momentos está puérpera perdida (dicho con todo el cariño del mundo) y que me aporta una claridad tremenda, la lactancia materna es solo uno de los caminos en los que volcar (y también nutrirse) todo lo que llevamos dentro para ese bebé que tenemos en brazos. Y esa mujer que por la razón que sea no puede amamantar, encontrará la forma de dar todo su Amor al bebé.. porque formas de amar hay tantas como seres humanos. Y por descontado queda todos los beneficios de la lactancia materna sobre la artificial, y por descontado queda también todos los beneficios para el bebé de contar con una madre emocionalmente disponible y no culpabilizada y ensimismada en su incapacidad.

Resta decir que un niño necesita mucho más que lactancia materna, necesita a su madre disponible, amorosa, receptiva.. y solo esta mujer en su honestidad sabrá cuál es la manera de mostrarse así a sus hij@s.

Ahora bién, avalo enérgicamente la labor de los grupos de lactancia y de todos los profesionales que trabajan en este campo, es indiscutible todo el bién que hacen a las madres, a sus bebés y a la lactancia materna.. pero inisisto que es muy necesario tener en cuenta que no solo se trata de cuerpo físico.. por el bién de esas otras mujeres y sus bebés que lo intentaron pero no lo lograron.

Me gustaría conocer las historias de mujeres que no amamantaron a sus hijos y sin embargo encontraron otra forma de establecer un fuerte vínculo con ellos. Creo que sería de gran ayuda para aquellas que estén sufriendo hoy. Pongo a vuestra disposición este espacio para, si os apetece, compartir experinecias.

Y aprovecho que hablamos de lactancia materna para desearos a todas vosotras, mujeres con hijos, lactéis o no, Feliz Semana de la Lactancia Materna!



18 comentarios:

  1. Como has dicho uno de los motivos por los que no resulta a veces fácil amamantar es porque no tenemos seguridad en nosotras mismas, en lo que somos capaces. También está la mochila que llevamos a cuestas. Y por último el hecho de no tener cultura de la teta, sino de biberón. Creo que todas hemos jugado a dar biberon a nuestros muñecos porque es lo que veíamos, no hemos visto amamantar o muy poco y eso también influye.

    Por supuesto que el amamantar no es sólo físico, entra en juego todo nuestro ser. Una de las mamás de nuestro grupo de crianza no pudo dar el pecho a pesar de que lo intentó y mucho, es una espinita que tiene clavada, eso no quita que haya creado un vínculo maravilloso con su hijo. Y además hicimos juntas el curso de asesoras de lactancia.

    No se trata de hacer sentir culpable a nadie, sino de intentar ayudar a las mamás que quieran dar el pecho a sus hijos y se encuentren con problemas.

    Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Carol, mil gracias! Has resumido y traducido todo lo que intentaba plasmar en el post maravillosamente :) No puedo añadir nada más, solo agradecerte tu compañía y sintonía. Muchos besos!

      Eliminar
  2. Pues aquí una mamá que no pudo amamantar a su primer peque por una larga historia, yo también tengo esa espinita clavada, pero a día de hoy pienso que esa dificultad fue nuestro punto de partida en la crianza con apego, porque buscamos las formas de dar a nuestro bebé aquello que se le había negado en su nacimiento. Los portabebés han sido y siguen siendo nuestros grandes aliados. Toda la gente que he conocido y toda la información que he buscado me han servido para tener una segunda lactancia exitosa.
    Ojalá que todas las madres que quieren dar el pecho a sus hijos puedan hacerlo, ojalá que entre todos vayamos creando esa cultura de teta que hará todo más fácil, natural y sencillo.
    Un besazo y feliz semana de la lactancia materna!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias yo misma por compartir tu historia. Desde luego que los portabebés son un gran aliado, es una manera genial de dar a nuestros retoñitos lo que necesitan.. como decía, cada madre encuentra su camino, me alegro mucho de que tú lo encontraras. Besos!

      Eliminar
  3. Mi primera lactancia se fue al garete, es demasiado largo para explicarlo aquí, es una espinita que siempre tendré clavada aunque ocurrió lo que tú comentas, que acabé por encontrar otras vías para dejar fluir ese amor.
    Siquieres leer la historia completa, la escribí hace tiempo en mi blog:

    http://elmundodekim.blogspot.com.es/2012/04/heridas-cicatrizadas-i-un-mal-comienzo.html
    http://elmundodekim.blogspot.com.es/2012/04/heridas-cicatrizadas-ii-lucha-y.html
    http://elmundodekim.blogspot.com.es/2012/04/heridas-cicatrizadas-iii.html
    http://elmundodekim.blogspot.com.es/2012/04/heridas-cicatrizadas-iv-el-despertar.html
    http://elmundodekim.blogspot.com.es/2012/04/heridas-cicatrizadas-v-remontando-el.html
    http://elmundodekim.blogspot.com.es/2012/04/heridas-cicatrizadas-vi-epilogo.html

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Kim, todavía no he leído esas entradas pero lo haré. Me encantan los títulos "heridas cicatrizadas" :) Besos!

      Eliminar
  4. Respuestas
    1. Gracias Ileana! Siempre es un placer tenerte por aquí. Besos!

      Eliminar
  5. Pues te leo con mi peque dormida en la teta. Yo creo que el patriarcado unido a la sociedad de consumo brutal a la que estamos expuestas sin saberlo nos llevan a vernos como un productos no como una persona. Nos olvidamos que somos hembras mamiferas y nos centramos en ser esa mujer objeto que nos vende la sociedad. Esa que tiene que estar perfecta pase lo que pase. Los prejuicios las críticas... Recién paridas y con todo eso encima?puf!!! Yo reclamo más info para que muchas más mujeres sepan que se puede que no pasa nada y que el post parto está para vivirlo no para negarlo. Ojalá cada vez más mujeres se vuelvan lobas,que aullem a la luna, que huelan a su cría y noten como fluye la leche... Que se dejen guiar por los instintos y abandonen sus cuerpos para sentir el de su bebé. Será el sueño que se me va un poco la rabia de mujer por la boca. Ojalá todas esas madres que quieren puedan y que toda la que no pudo ahora sepa,y entre todas seguiremos luchando!yo con mis dos cachorros ahora dormidos a mi lado!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. almabril, muchísimas gracias por tus palabras, las comparto del todo. Yo también creo que la información es fundamental, más que nada el compartir vivencias para no sentir que algo anda mal en nosotras.. sin embargo, cada mujer tiene una historia y vive un momento y cada una integra todo esto como puede a su ritmo con su propia visión, sus propias capas.. pero en el fondo de cada una de nosotras espera la loba de la que hablas para aullar alto y fuerte a la luna. :) Preciosa estampa la de tus dos cachorros dormidos a tu lado. Besos!

      Eliminar
  6. Hola!!! Pásate por mi blog si tienes un ratito, que tienes una sorpresilla.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ooh gracias, preciosa mamácolibrí! Besos!

      Eliminar
  7. Hola,

    quiero dar las gracias a la autora por tan sensacional página.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Marisa, te agradezco tus palabras.. me quedo sonrojada y contenta. Gracias y besos!

      Eliminar
  8. La lactancia materna, nada más natural y nada más ... complicado.
    Los seres humanos, las madres, somos seres complejos, cuerpo y espíritu, más circunstancias exteriores que nos rodean.
    Amamantar no tendría que ser algo inalcanzable pero en ocasiones sí lo es, pueden intervenir tantos factores...
    Que un bebé sea amamantado por bastante tiempo en nuestro mundo sigue siendo algo casi insólito, aunque cada vez menos afortunadamente. Todos podemos poner nuestro granito de arena.
    Me ha gustado mucho el post, perdona que no comente tanto como antes, ando un poco perdida, con tanto cambio sufrido últimamente, pero tu blog sigue siendo uno de mis preferidos y fuente de inspiración en mi vida.
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. María, gracias por completar el post con tus palabras. Y no te preocupes guapa, yo tampoco puedo dedicar a la blogosfera el tiempo de antes, casi no llego a actualizar mi rinconcito! Gracias por la confianza y el cariñito :) es mútuo. Besos!!

      Eliminar